Conoce la situación global de tu empresa con solo un vistazo

Cuadro de mando integral e indicadores, lo que no se conoce no se gestiona y ¡lo que no se mide no se puede controlar!

Un cuadro de mando integral es una herramienta que contiene de forma automatizada los principales indicadores de rendimiento de tu empresa. Esta permite la visualización inmediata para que la Alta Dirección pueda tomar decisiones.

Para hacer tu cuadro de mando integral debes tener claros algunos aspectos: cuál es el propósito de tu empresa, qué metas cercanas tiene, qué tiene que hacer para conseguirlas. Las respuestas a estos interrogantes dan paso a su vez a la construcción de: misión, visión y direccionamiento estratégico de la compañía.

Con lo anterior, podrás definir los objetivos del negocio y sus indicadores. Ahora sí, con todo lo que necesitas listo, puedes pasar a crear tu cuadro de mando integral:

Mínimamente deberás incluir estos cuatro indicadores del negocio:

  1. Estado financiero: indica el objetivo económico que se tiene y permite medir cómo sacar el mejor rendimiento de todas las inversiones realizadas, así como controlar la capacidad de generar valor del negocio.
  2. Estado de clientes: habla sobre el posicionamiento en el cliente con relación a la competencia y la percepción en general de marca.
  3. Estado de procesos internos de negocio: en pro de la capacidad de progreso, los esfuerzos deben concentrarse también en el talento humano y la tecnología empleada. Aquí también se miden los esfuerzos para capacitar, y para perfeccionar los servicios.
  4. Estado de aprendizaje y crecimiento: grado de madurez de las diferentes áreas del negocio. Se debe analizar productividad, innovación, calidad y el beneficio comercial y financiero que esto aporta.

Empieza tú mismo, si necesitas ayuda estamos para acompañarte y apoyar tu crecimiento empresarial.

Contáctenos